La tendinitis del pulgar, cada vez más frecuente - iQtra Medicina Avanzada

La tendinitis del pulgar, cada vez más frecuente

Publicado el 22.11.18 en Fisioterapia por iQtra

El equipo de Fisioterapia de iQtra Medicina Avanzada recomienda reducir el tiempo dedicado al móvil y aplicar medidas preventivas para mantener en buen estado nuestras manos.

El uso prolongado del teléfono móvil para realizar tareas a través de la pantalla puede causar una sobrecarga de los tendones de la mano, traducida en dolor en la muñeca y la base del pulgar, así como la pérdida de fuerza. Así lo asegura el coordinador del área de Fisioterapia de iQtra Medicina Avanzada, Luis García López, quien recibe en consulta cada vez más pacientes que presentan estos síntomas.

No en vano, España es líder mundial en usuarios de móvil y los españoles pasamos más de dos horas al día en línea enganchados al teléfono, el quinto país con más adicción. Fue precisamente un caso español el que llevó a la prestigiosa revista de divulgación médica The Lancet a acuñar el término ‘WhatsAppitis’ para referirse a una tenosinovitis de Quervain, consistente en la inflamación del tendón abductor largo y extensor corto del pulgar.

“Al utilizar los móviles para escribir mensajes o desplazar contenidos en la pantalla, el movimiento repetitivo somete al pulgar a una tensión continua que puede provocar la inflamación del tendón e incluso desembocar en otras patologías como puede ser  un “síndrome del túnel carpiano”, en el que el nervio mediano queda comprimido por el ligamento transverso del carpo, produciendo en el paciente sensación de hormigueo, entumecimiento e incluso pérdida de fuerza”, explica Luis García. “También el uso repetido del móvil puede dar lugar a una rizartrosis, una artrosis de la articulación trapecio-metacarpina de la mano a la que antiguamente se le llamaba ‘la artrosis de la costurera’”.

Alrededor de la mitad de las lesiones de la mano se convierten en crónicas y por ello, advierte Luis García, la prevención es clave. “Limitar el tiempo que dedicamos al uso del móvil es fundamental”, recomienda. Y añade: “Es muy importante realizar estiramientos de los dedos y rotaciones suaves de la muñeca después de haber sometido a la mano a una tensión excesiva”.

Asimismo, el fisioterapeuta de iQtra aconseja realizar un automasaje de la mano, tanto en la palma como en el dorso, siempre que se sienta dolor o entumecimiento, para activar la circulación y contribuir a relajar y desinflamar la musculatura. 

“Si el dolor persistiera”, apunta García, “debe ser valorado por el especialista, quien podrá realizar un diagnóstico tras visualizar el estado de los tendones con una ecografía o una resonancia magnética nuclear”.

La Fisioterapia dispone hoy en día de un amplio abanico de técnicas para poder aliviar los síntomas desencadenados por ese abuso del móvil, tales como la diatermia profunda, la electrolisis percutánea o la terapia manual. Sin embargo, insisten los especialistas, lo ideal es reducir el tiempo que pasamos utilizando dispositivos móviles y reeducar el gesto repetitivo que origina el problema.